Muchas de las pertenencias de Freddie Mercury fueron destruidas

Freddie Mercury

Freddie Mercury falleció el 24 de noviembre de 1991. Tras su despedida, muchas pertenencias del cantante se destruyeron.

La mayor parte de las pertenencias de Freddie Mercury las heredó Mary Austin, su amor de juventud y confidente durante el resto de su vida. Al final, Freddie le dio su casa, los royalties de su música y la mayor parte de su riqueza. El resto fue para sus padres y su hermana.

Además de eso, Freddie dejó dinero a otras personas de su vida. La cantidad de 500.ooo libras a su chef Joe Fanelli, su asistente personal Peter Freestone y Jim Hutton, su pareja. 100.000 libras fueron para su guardaespaldas Terry Giddings.

También dejó la responsabilidad de enterrar sus restos a Mary, quien los enterró en un lugar no revelado que se cree que solo ella conoce. Freddie solo legó dinero y propiedades, dado que muchas de sus posesiones se destruyeron.

Joanna Espin, conservadora del Museo Postal que posee el álbum de sellos de Freddie, dijo: “Cuando Freddie Mercury falleció, muchas de sus pertenencias se quemaron, siguiendo las creencias religiosas de su familia”. La familia Bulsara seguía la religión del zoroastrismo.

“Una de las razones por las que pensamos que este [álbum] no fue destruido tras la muerte de Freddie, fue porque los sellos provenían originalmente de su padre”.

El padre de Freddie, Bomi, había creado una colección de sellos en Zanzíbar, en la que el cantante comenzó a trabajar cuando era niño. Bomi Bulsara falleció en el año 2003.

Joanna agregó: “La forma en que armó el álbum es bastante diferente de un álbum de sellos clásico y tradicional. Se regía por los colores, los patrones y las formas. Su perspectiva de las cosas es diferente desde una edad temprana, por lo que no sigue lo habitual, ‘Lo plasmaré en un álbum de sellos’”.

Freddie Mercury Farrokh Bulsara

COMPARTE

Comentarios