15 cosas que nunca hubieras imaginado sobre Freddie Mercury

freddie mercury

Revelando facetas ocultas sobre su vida y obra, estos sorprendentes hechos sobre Freddie Mercury se ponen al descubierto en el estilo inimitable del propio cantante.

Todo el mundo sabe que Freddie Mercury fue un compositor talentoso, un intérprete impresionantemente original y líder de una de las mejores bandas de todos los tiempos; Queen.

Pero hay hechos mucho menos conocidos sobre Freddie Mercury que revelan misterios ocultos en la vida y el trabajo de Farrokh Bulsara, el hombre nacido en Zanzíbar el 5 de septiembre de 1946.

A continuación te mostramos 15 hechos sorprendentes que probablemente desconozcas sobre Freddie Mercury, el cantante inimitable.

1. Freddie Mercury fue un brillante boxeador

En la escuela en India, el joven Freddie Mercury era un buen jugador de tenis de mesa. Solía jugar al tenis a veces, especialmente cuando estaba de vacaciones, y disfrutaba viendo Wimbledon. También le gustaba ver rugby, pero el fútbol y el cricket no le interesaban en absoluto.

“Odiaba el cricket y las carreras de larga distancia; Fui completamente inútil en ambos. Pero podía correr, era bueno en hockey y era brillante en el ring de boxeo”, reveló.

2. Rescató a la estrella del tenis Billie Jean King

Mercury dijo que “amaba” los clubes nocturnos de Nueva York, y fue a una discoteca de Brooklyn llamada The Gilded Grape (La uva dorada), a pesar de que se suponía que era muy vanguardista. “Había escuchado que era realmente emocionante, pero todos me dijeron que no debía ir, o, si lo hacía, al menos asegurarme de que tenía un auto rápido a prueba de balas esperándome afuera”, dijo Mercury.

“Todos trataron de advertirme sobre este club, lo que, por supuesto, me hizo estar más decidido a ir. No mucho después de llegar allí estalló una pelea masiva que terminó en nuestra mesa. Las sillas estaban siendo aplastadas, los puños volaban, había sangre por todas partes. Billie Jean King estaba petrificada, pero me encantó. Le dije que no se preocupara, y cuando la pelea continuó, la agarré y la llevé a la pista de baile. Fue mucho más divertido que cenar en mi hotel”.

3. Su estilo de moda asustó a sus padres

Cuando era estudiante en Ealing Art College, Mercury comenzó a experimentar con diferentes estilos, pero esto no sentó bien en casa.

“Mis padres se indignaron cuando les dije lo que estaba haciendo”, recordó en Freddie Mercury: Su vida contada por él mismo (Mercury Songs Ltd). “Solía ir a casa periódicamente y aparecía con esta ropa escandalosa, con las uñas pintadas de negro, ¡y en ese momento mi madre solía enloquecer! Solían decir, ‘¡Dios mío! No dejes que los vecinos te vean. ¡Ven aquí rápido! ¡Usa la puerta de atrás!’”.

4. Diseñó el logo de Queen

El diploma de Mercury en Arte y Diseño Gráfico de Ealing fue útil, ya que él mismo diseñó el logotipo de Queen después de que John Deacon completara la formación con Brian May y Roger Taylor en julio de 1971.

“Decidimos llamar a la banda Queen y diseñé el logotipo de nuestra reina”, reveló. “Simplemente combiné todas las criaturas que representan nuestros signos zodiacales [dos leones para Leo, John y Roger; un cangrejo para Cáncer, Brian; y dos hadas para Virgo, Freddie]… ¡y ni siquiera creo en la astrología!”.

Queen Logo
Logo original de Queen, realizdo por Freddie Mercury.

Te puede interesar: ¿Sabes quién diseñó el legendario logo de Queen?.

5. No necesitaba dormir mucho…

A pesar de su frenética vida profesional y festiva, Mercury dijo que podría sobrevivir apenas cerrando los ojos un instante.

“Puedo pasar sin dormir largos períodos, esa es mi naturaleza. Puedo dormir solo dos o tres horas por noche. No sé por qué, pero es verdad. Desearía poder explicártelo. Me relajo de maneras que la mayoría de la gente no puede entender, simplemente durmiendo en un avión cuando estoy volando durante 20 minutos. Eso es suficiente para mí. Recargo mis baterías en poco tiempo y vuelvo a levantarme. Tengo que estar haciendo algo todos los días”.

6. …Pero tenía pesadillas

“Muy a menudo tengo pesadillas recurrentes, como una noche justo antes del concierto de Rainbow [1974]. Estábamos durmiendo en el Holiday Inn y soñé que salía a mi balcón y todo se caía y me estrellé contra la acera. Realmente, estaba petrificado cuando desperté”, dijo Mercury.

7. Plantó cara a los rebeldes del punk

En 1977, cuando Queen estaba grabando partes del álbum News Of The World en Londres, Mercury contó que dos futuros miembros de Sex Pistols estaban en el estudio contiguo.

“Puedes imaginarnos a nosotros y a todo el punk rock anti-sistema bajo un mismo techo”, dijo Mercury. “De todos modos, llamé a Johnny Rotten y Sid Vicious para que escucharan una de nuestras canciones y dije que cantaría en una de sus canciones si cantaban en una de las mías, y deberías haberles visto. Dijeron: ‘¡No podemos cantar con Freddie Mercury!’ Estaba usando zapatillas de ballet en ese momento, y cosas así. Fue muy gracioso. Llamé a Sid Vicious ‘Simon Ferocious’, o algo así, y no le gustó en absoluto. Le dije: ‘¿Qué vas a hacer al respecto?’ Tenía todas estas marcas en él, así que le pregunté si se había arañado en el espejo y odiaba el hecho de que pudiera hablarle así”.

Te puede interesar: El enfrentamiento entre Freddie Mercury y Sid Vicious.

8. Los aviones pequeños le asustaban

Queen viajó alrededor del globo durante 13 giras principales, pero a Mercury no le gustó cuando tuvieron que viajar en un pequeño avión en Sudamérica. “Estaba aterrado. No me gusta volar en algo más pequeño que un avión jumbo, y esto en lo que volamos era muy pequeño”, dijo Mercury.

“Me dijeron que teníamos fotógrafos y demás en el otro extremo esperando que llegáramos, así que no podía dejar que vieran lo conmocionado que estaba. Mis nudillos estaban blancos por agarrar los apoyabrazos. Pero cuando llegamos, salí de esa máquina con una sonrisa en mi rostro, como si lo hiciera todos los días”. Nadie era más sabio.

Freddie Mercury.
Freddie Mercury.

9. Le pidieron que protagonizara Broadway con Linda Ronstadt

A Mercury le encantaba ir al teatro, al ballet y a la ópera, pero no quería pisar las tablas él mismo. “Nunca podría hacer una temporada en un teatro, por así decirlo. Me quedaría sin energía”, dijo Mercury.

“Me pidieron que protagonizara Broadway una vez, La Bohème, con Linda Ronstadt, y pensé: ¡Estás bromeando! Está totalmente fuera de la tangente, pero me pidieron que lo hiciera. Pensaron que podía cantar operativamente. Lo primero que se me ocurrió fue que no puedo hacer matinés y no se dan cuenta de que no puedo cantar durante seis o siete días a la semana en el mismo escenario: me aburriría hasta la muerte”.

10. Le encantaba cantar desnudo

Mercury peleó duro para hacer frente a los problemas de sus cuerdas vocales, y descubrió que ensayar sin ropa ayudaba.

“Tengo que ser generoso con el vino tinto debido a los nódulos de mi garganta. Para calentar, hago lo que llamo ‘simulacros de ópera’. Sin embargo, lo hago desnudo, porque hay una cierta picardía en eso. Con la ropa puesta no funciona, así que canto completamente desnudo. Fui a especialistas de garganta, creo que los vi a todos, pero siempre te dicen que descanses y no fuerces la voz… o te operes. Estuve muy cerca de tener que operarme, pero no me gustó la apariencia del médico y estaba un poco perturbado por tener instrumentos extraños en mi garganta”.

11. Era un “demonio” en el Scrabble

Mercury dijo que estaba “complacido” con su voz en el álbum Innuendo de 1991, y agregó: “’Innuendo’ es una palabra que uso a menudo en Scrabble. ¡Soy un demonio en el Scrabble!”. Para Queen, es un título perfecto.

I'm Going Slightly Mad Queen Innuendo 1991 Freddie Mercury

12. Casi forma un supergrupo con Elton John y Rod Stewart

“Rod Stewart, Elton John y yo íbamos a formar una banda una vez, llamada Hair, Nose And Teeth – en honor a nuestros tres atributos más reseñables… es agradable cuando has bebido mucho vino y hablas de eso y dices: ‘Sí, hagámoslo’, pero al día siguiente, cuando estás sobrio y Elton dice: ‘No voy a cantar con Rod’, y Rod dice: ‘No voy a cantar con Freddie’. Y yo digo, ‘¡Bueno, no voy a cantar con Elton!’ te das cuenta de que nunca sucederá”, dijo Mercury.

Te puede interesar: Freddie Mercury, Rod Stewart y Elton John quisieron formar una banda.

13. Elton John le dio consejos sobre la propiedad privada

Freddie Mercury y Roger Taylor solían vender ropa en el mercado de Kensington cuando eran jóvenes y pobres, por lo que el líder de Queen disfrutó el hecho de que ganó lo suficiente para comprar una casa de ocho habitaciones en Kensington, una de las áreas más exclusivas de Londres.

“Está lleno de suelos de mármol y escaleras de caoba”, dijo Mercury. “Incluso tiene un jardín de tres cuartos de acre… ¡en Kensington! ¿Puedes creerlo? Un árabe me ofreció cuatro millones de libras por eso. Se lo dije a Elton John y me dijo: ‘¡Rápido, véndela y vive en un prefabricado! Pero es la casa de mis sueños y no me importa cuánto me cueste”.

14. Llenó su casa de arte muy caro

Cuando Dave Clark habló con uDiscover Music sobre su amigo Mercury, habló sobre el amor por el arte del cantante de Queen, y agregó: “Siempre recuerdo que tenía una pintura de Picasso en el baño”. Mercury solía ir a subastas en Sotheby’s y Christie’s. “Tengo que estar rodeado de algo, incluso si es solo un objeto de arte. Colecciono mucho, y toda mi casa está llena de bellas artes y antigüedades japonesas”, dijo Mercury.

Freddie Mercury.
Freddie Mercury.

15. Y el arte inspiró su composición

Cuando la banda estaba creando su álbum Queen II en 1974, Mercury dijo que escribió la canción ‘The Fairy Feller’s Master-Stroke’ después de inspirarse en una pintura que había visto en la Tate Gallery de Londres.

“Eso es muy, muy inusual para mí. Siendo artístico, o lo que sea, voy mucho a las galerías de arte y vi esta foto en el Tate de Richard Dadd, que era un artista victoriano que me gustaba. Estaba completamente inspirado. Investigué mucho al respecto y lo que intenté hacer fue poner las palabras en mi propio tipo de rima, pero estaba usando su texto, por así decirlo, para representar la pintura, lo que creí ver en ella”.

Traducción y adaptación al castellano por Rosalina Martón González de la nota original publicada en uDiscover Music.